Con saliva los candidatos del PRI intentan ganar la elección: Julio Mondragón

Por: Mario Luna

En una intervención fuera del orden del día o del protocolo ya establecido, dentro de los que intervendrían en el acto político-proselitista, que encabezara Miguel Ángel Osorio Chong con las estructuras y cuadros políticos del Partido Revolucionario Institucional, la inesperada intervención de Julio Mondragón Peña, puso al descubierto la falta de liderazgos y presencia de los candidatos a senadores y diputaos federales, de quienes dijo no han levantado campaña.

Asimismo, señaló que las adulaciones, el hablar de dulzuras y querer ensalivarle las orejas, así como de aparentar que todo está muy bien dentro del PRI, solo conllevará a una derrota vergonzante, por lo que se debe de decir las verdades.

Es por ello, que de frente a Osorio Chong, y de cara tanto a los candidatos como a los dirigentes del partido, les dijo que no sabe como aseguran que Pepe Meade, ganará, cuando ni siquiera existe un solo pendón o un solo espectacular en todo Nayarit, de él y por ello de manera directa se lo preguntó a Osorio Chong, “ señor, usted vio alguna publicidad del candidato a Presidente en su transcurso hacia este lugar, la respuesta es no, y es porque no hay una sola, entonces esos aduladores, esos endulzadores de oídos, deberán de ponerse a trabajar porque con saliva no se resuelven los problemas y para ganar se necesita trabajo y no toneladas de saliva como las que están tirando todos estos candidatos”.

Del mismo modo, reprochó y reprobó que su partido esté padeciendo un divisionismo y enfrentamiento, esto provocado por los mismos dirigentes, quienes por su actuar soberbio han impuesto a los candidatos, de quienes dijo no tienen liderazgos y mucho menos presencia, por lo que exigió que el Comité Ejecutivo Nacional del PRI, verdaderamente ya apoye la campaña priista en la entidad, y no deje solo a los candidatos ni al propio partido.

Julio Mondragón, fue interrumpido en varias ocasiones por aplausos, que por cierto fue él quien se llevó la tarde, porque los priistas ahí presentes, se vieron representados por él en sus dichos y denuncias que hiciera, ya que al exigir que las candidaturas se les dieran a verdaderos priistas y no arribistas, ensalivadores, a protegidos de las cúpulas que a la primera abandonan al partido por no ser los beneficiados y de aplaudir a traidores, fue un maremoto de aplausos hacia él y el rechazo total hacia los dirigentes y al mismo Cota Jiménez, que al escuchar esto, solo bajaba la cabeza en señal de vergüenza por sus actos cometidos.

Asimismo, dijo que los diferentes candidatos, solo han dado muestra de que traen mucha saliva, pero nulo plan de trabajo, porque los compromisos que se han dedicado a decirles a la población son simplemente tiradero de saliva, y si creen que con estas promesas engañosas podrán ganar, están equivocados, porque para triunfar se requiere de compromisos reales y de trabajar y lo que se ve ahora, son solo amplias sonrisas de ellos.