En México la diabetes afecta más a mujeres que a hombres



La aparición y evolución de la enfermedad en la población femenina puede estar ligada a factores biológicos y psico-sociales

“De acuerdo a la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de Medio Camino (ENSANUT-MC), coordinada por el Instituto Naciona de Salud Pública en el año 2016, en México más de 3.7 millones de mujeres, equivalente al 10.3%, reportaron vivir con diabetes”, indicó el Maestro en Nutrición Poblacional, Kenny Mendoza. El subrayó que dicha cifra es ligeramente mayor que en los hombres, y además que la enfermedad esta presente en mujeres que habitan zonas rurales o urbanas de todos los niveles socio-económicos.

Al profundizar sobre las posibles causas de una mayor prevalencia de esta enfermedad en mujeres en comparación con lo hombres, el especialista explicó que puede deberse a algunos determinantes biológicos como alteraciones en el sistema hormonal, así como el aumento de peso en el embarazo y los cambios de la composición corporal en la etapa adulta. Ejemplo de ello es la menopausia, en la cual existe una disminución de estrógenos u hormonas femeninas, lo cual produce un cambio en la composición corporal y específicamente una mayor acumulación de grasa a nivel abdominal, condición íntimamente asociada al incremento de riesgo de enfermedades metabólicas como la diabetes.

No obstante, el riesgo de desarrollar dicho padecimiento prevalece también en niñas de 10 a 14 años y adolescentes entre 15 y 19, en quienes se ha observado a partir de la ENSANUT-MC, que realizan menos actividad fisica que la población de sexo masculino de los mismos grupos etarios, lo cual puede derivar en obesidad a tempranas edades, y a largo plazo también puede generar diabetes. El Maestro recalcó además, que de acuerdo a investigaciones del Instituo Nacional de Salud Pública, el consumo de bebidas azucaradas en mujeres adolescentes y adultas ha aumentado en el periodo de 1999 a 2012, lo cual a su vez representa otro factor de riesgo para padecer esta enfermedad.

“Los factores biológicos son importantes a considerar; sin embargo, se ha demostrado que situaciones psico-sociales como la economía, el estrés psicosocial por discriminación o roles de género, también provocan cambios metabólicos y relacionados a la atención de la enfermedad que son capaces de aumentar el riesgo de diabetes.  Además, las barreras sociodemográficas para tener una dieta saludable y actividad física, también podrían influir”, detalló Mendoza.

Por ello, el Maestro en Ciencias en Nutrición, egresado de la Escuela de Salud Pública de México en Cuernavaca, Morelos, refirió que según la edad y las características biológicas de cada mujer, será el tratamiento que recibirán. Para lo cual se requiere el trabajo en conjunto de un médico, un nutriólogo y otros profesionales de la salud para adaptar el plan dietético y farmacológico a seguir.

Según la afiliación en la que se encuentren dentro del sistema de salud, ellas pueden acudir al centro más cercano a que le brinden la atención y orientación. En caso de no estar adscritas a algún servicio de salud público, ellas podrán afiliarse al Seguro Popular donde podran recibir las atenciones necesarias, finalizó. (Agencia ID).